Publicado el

Amar es una decisión

En relación a la consulta en Facebook del 16 de Febrero 2018:

Encuesta rápida. Conteste con “Si” o “No”: ¿Amar es opcional?

Mi punto de vista:

La pregunta es tramposa, no por ambigua, sino porque simplifica demasiado un tema que es complejo. El ser humano es un ser complejo, luego el amor refleja esa complejidad. Pero la intención era detenernos a pensar hasta qué punto desarrollar el amor en algún sentido puede ser una decisión.

Cada uno de los amigos que contestaron lo hicieron considerando una perspectiva particular del amor. Eso está muy claro, no hace falta ser clarividente para darse cuenta de eso. Muchos tomaron la acepción más corriente: “el amor de pareja”, otros “el amor madre-hijo”, otros “el amor universal” etc.

En lo personal, creo que el amor es en gran medida una decisión, una opción que podemos elegir o no. Diría en un 80% para graficarlo de alguna manera y reservo el 20% restante para una parte neurálgica del amor: El amor instintivo, el que surge de la atracción sexual y el amor de madre a hijo. ¿Pero qué pasa con el resto de las manifestaciones del amor, el amor hacia los amigos, hacia el resto de la familia, o más aún “el amor al prójimo”, o “el amor a Dios”?

El término “amor” comienza a complicarse a medida que nos vamos alejando de lo meramente instintivo y de lo “yo, mi, mío” para explorar regiones extrañas como “el prójimo” o aún más, “Dios”, ese Eterno Desconocido.

La mayoría de ustedes saben que soy estudiante desde hace muchos años de las enseñanzas de ese gran yogui y santo de la India, Paramahansa Yogananda (1893-1952), entonces no voy a intentar apropiarme de sus enseñanzas.

Partiendo de lo general hacia lo particular como enseña la filosofía, que debe hacerse, P. Yogananda, al igual que todos los santos que alcanzaron la iluminación nos revela esta verdad: “Dios es amor, así pues, su plan para la creación no puede basarse sino en el amor

Con esto nos dice que el origen y el fin de la creación es el amor, pero cuando ese amor se manifiesta en este plano de la dualidad y se expresa a través del corazón humano, adquiere distintas formas y matices.

Sin embargo P.Yogananda nos advierte también: “En este mundo, el amor presupone dualidad; nace del intercambio mutuo de sugestión o sentimiento entre dos o más seres. Incluso los animales expresan un cierto tipo de amor por los demás y por sus crías. En muchas especies, cuando la pareja muere, la otra sucumbe poco después. Pero este amor es instintivo en los animales; ellos no son responsables de su amor. Los humanos, por otra parte, tienen una consciente autodeterminación en el intercambio de amor con los demás.” (Del libro “El Amante Cósmico”)

“Los humanos tienen autodeterminación en el intercambio de amor” ¿Y cómo es esto?

Dejando de lado la atracción instintiva (pareja, madre-hijo), de ahí en adelante es la plasticidad de nuestra mente la que va a determinar si el amor surge, se desarrolla, se sostiene o muere. P.Yogananda lo expresaba de esta manera: “La mente es elástica, para el lado que la tires, para ese lado cederá!

Es decir, por ejemplo, de una mera atracción sexual, podemos permitir que nuestra mente se asiente sobre esa otra persona y pasando de simplemente estar enfocada en ella, a convertirse en esa fascinación que llamamos enamoramiento. Si no fuera así, todos estaríamos enamorados por igual de los más bellos exponentes del sexo opuesto, y esto no sucede, necesitamos que nuestra mente se obsesione con ella.

O incluso, si amar no fuera una elección, para quienes somos cristianos, ¿Cómo podríamos abordar los dos mandamientos más importantes que dejó Cristo? “Ama a Dios” y “Ama a tu prójimo”.  En ambos casos, no solamente hay una decisión de querer hacerlo o no, de nuestra parte, sino además un trabajo, un esfuerzo consciente por llegar a eso.

En relación al prójimo, aun siendo nuestro enemigo, podemos aprovechar la “elasticidad” de nuestra mente para alimentar en ella el “medio vaso lleno” en relación al otro. Sus virtudes, su condición de hermano, su derecho a equivocarse, las intenciones que lo movilizan a pesar de estar errado, etc, hasta alcanzar manifestaciones del amor como la tolerancia, la comprensión e incluso la compasión, etc.

Pero ¿Y el amor a Dios?, ¿A ese ser desconocido?… lo ponemos de nuevo en el muro de Facebook y vemos las distintas opiniones.

Guillermo Ricci – Semillas de Luz

 

 

 

 

 

 

25 comentarios en “Amar es una decisión

  1. AMOR!!!VIRTUD DE VIRTUDES Y FUENTE DE TODA CREACION,EL AMOR SOLO TIENE LA OPCION DE SER MANIFESTADO EN CUALQUIERA DE SUS FORMAS HASTA CONVERTIRSE EN AMOR UNIVERSAL….NO HAY RAZON DE EXISTENCIA SINO ES A TRAVES DE EL

    1. Excelente poder de síntesis Alicia! Sólo puedo agregar: Amén!

  2. Humildemente podría decir que el.Amor es la energía escencial , la creadora , pero que la vivimos y experimentamos o decidimos y nos permitimos experimentarla más o menos fácilmente conforme fuimos cobijados de niños, el amor es el gran antídoto para todo desde que se nace. Pero es tan así que lo complejidades todo , que según fuimos educados o lo experimentamos en la vida podemos o no reconocer a Dios , al cual desea la educación católica que recibí por mucho tiempo concebí como el gran observador, juzgador y castigador de todo, desde ahí era muy difícil sentir amor y no temor por Dios. Pero la vida es una oportunidad maravilloso que nos permite torcer esas cosas y permitirnos Amar a Dios siempre es más fácil que al originó que a uno mismo , como si nosotros no fuéramos él, pero bueno la mente nos pone trampas y trabas siempre …..Gracias Guillermo

    1. Es así Caro, a mí me pasó otro tanto, pero bueno, es la consecuencia de que las grandes enseñanzas de encarnaciones divinas quedaran en manos de hombre comunes. Las instituciones religiosas han hecho lo que han podido dentro de su entendimiento. Afortunadamente como dijo el propio Cristo “Busca y encontrarás” y los buscadores sinceros que persisten en su búsqueda logran correr esos velos que inducen al error del “Dios castigador” y conectarse con la Verdad, también señalada por Cristo: “Dios es Amor”.

  3. El ser humano decide amar cuando elige su lado claro por sobre el oscuro. Sin embargo, se necesita una gran dosis de amor a sí mismo para poder brindar el otro amor: a la pareja, a los animales, a la belleza, al arte, a los desvalidos, por ejemplo. Personalmente, no puedo amar a quién me hace daño, aunque no siento deseos de venganza ni acumulo resentimientos. En realidad siento mucho miedo de sufrir otro daño y “si una espina me hiere me alejo de la espina pero no la aborrezco” -En cuanto al amor a Dios, creo que el más íntimo de todos. Basta conectarse con una brizna de Dios que tenemos adentro y mirar con ojos de niño las estrellas.Ninguna religión me ha convencido (casi que las detesto)

    1. Gracias por tu comentario Rosanna, pero te dejo una reflexión: A veces detestamos aquellas cosas que no hemos comprendido correctamente. Quizás has sobrestimado el papel de las religiones y de ahí viene tu aversión. Si dispones de tiempo, lee la siguiente nota en mi blog, quizás te haga cambiar la visión que tienes del tema (estamos hablando de las religiones… no de las instituciones religiosas!): https://www.semillasdeluz.com.ar/yoga-y-espiritualidad/

  4. Gracias Guillermo,
    Cuando dije se ama porque se ama;
    Dios es amor y por ende somos amor hijos del universo, si bien en condiciones humanas desde el lugar donde fuimos creciendo, nos inculcado un Dios de justicia , un Dios de lo alto que veía lo bueno y lo malo… cuando uno crece bajo estás leyes estés de acuerdo o no!!
    Tenías que seguir las enseñanzas….etc.hoy por mi parte , el amor lo es todo. El aire las plantas , lo es todo Amor Dios en ti en mi en todos, que derecho de buscar nada , si solo con mirarnos un poquito “silencio “, cuesta el cambio pero es el camino al amor eterno….Gracias sólo se que no se nada ” gracias abrazo

    1. Gracias por tu comentario María del Carmen. Te dejo un enlace a un testimonio interesante sobre la experiencia personal de Dios. Comienza fundamentalmente a partir del minuto 23:50 en el siguiente video de Youtube: https://youtu.be/QesJbRxP6Oo

  5. Me quedo con la frase….
    El amor presupone dualidad, nace del intercambio mutuo de SUGESTIÓN O SENTIMIENTO entre dos o más seres.
    Entiendo que esa es la clave y el pensamiento de Yogananda : la mente es elástica.
    Para el lado que la tires para ese lado cederá.
    Ahí está concentrada la respuesta a tu pregunta Guillermo Ricci

    1. Exactamente Estela, así es. Gracias por tu comentario. Te comparto una meditación sobre Expandir el Amor: https://youtu.be/2UDhl0Qa73E

  6. para mi el amor no es opcional , pues considero que Yo soy amor, que mi esencia interior es amor , esa es mi opinion , todo es mas vivible, mas grato , mas alegre cuando amamos , no importa a quien , o a que , todo es mejor con amor, desde levantarme , hasta cocinar, acariciar a mi gatita, abrazar a mis amigas/os, sentir amor profundo por mis hijos , mis padres , por todo .

  7. Si…tienes razón..pero cuando uno realmente ama a su pareja..a sus padres..a sus hijos…es como que la onda afectiva se expanse y se sma al resto de la humanidad…es porque la felicidad que emana del amor…llega a todos a los que ilumina…gracias por hacernos reflexionar…te admiro!!!

    1. Gracias Susana. No creo ser merecedor de tu admiración, ya que lo único que hago es compartir estas elevadas enseñanzas que no me pertenecen. Es correcto lo que dices, debemos esforzarnos por expandir ese amor que sentimos hacia nuestros seres queridos. Es una práctica tan importante que Paramahansa Yogananda desarrolló una meditación especial en torno a ese tema:
      Te dejo el enlace para que la disfrutes: https://youtu.be/2UDhl0Qa73E

  8. Creo que el amor es nuestra base existencial..nadie puede vivir sin amor y nacer, emerger o ser creado sin amor! E amor es algo tan grande que hace mover montaňas y mares… todos somos la misma existencia del amor en si.. somos energia pura.. quien no se ama a si mismo , a su progimo o ala naturaleza no conoce el amor.. dios para mi es la conciencia colectiva de todo ser vivo y materia en este universo y quisas otros..no descarto nada ya que todo tiene vida y la vida es energia divina.. ( dios)… perdon si no me expreso bien.. sepan disculparme..
    Ayer refleccionando con un comentario tuyo en mi respuesta guillermo me di cuenta que pocas veces no acudo con amor a los demas.. si bien soy muy solidario con todos y termino casi siempre penzando en los demas antes que mi.. creo que no doy el 100% …
    Sin ir mas lejos cuando hago colectas solidarias muchos dan dinero pero no tiempo..esfuerzo personal.. osea estar!!

  9. Ante nada, Buenas Tardes para Tí y para todos!!! y a continuación, paso a destacar algo, aunque creo que de esta nota hay mucho para mi sentido, por destacar… tomé éste así, tal vez llevada por mi intuición o sólo por mi razón… ““Los humanos tienen autodeterminación en el intercambio de amor” ¿Y cómo es esto?” y en relación a lo plantedo:
    “Pero ¿Y el amor a Dios?, ¿A ese ser desconocido?… lo ponemos de nuevo en el muro de Facebook y vemos las distintas opiniones”.
    Mi reflexión sobre este tema es que, El Amor a Dios y también a los Seres (aún así a los hijos o parejas) es opcional de parte del Ser Humano, no así de la Divinidad… Hablo del Amor en todo su sentido, para mí el único, pero descubrir desde ya el Amor, suele llevarnos un largo proceso que parte de una profunda y larga búsqueda interior, y más de una vez, de profundas crisis o de crisis crónicas. Mientras tanto podemos aproximarnos al Amor, y puntualmente en este caso hablando de Dios, a través de los conceptos que heredamos o tomamos de los escritos, creencias, religiones, enseñanzas o emociones transmitidas o expuestas, por nuestro contexto social. De hecho, es muy normal hablar de Dios sólo cuando nos aprieta el zapato y no encontramos salidas, buscamos esa mágica ayuda que por más que convenciminto de su verdadera existencia, es porque necesitamos aferrarnos a la idea de que no estamos solos, aunque en el fondo lo cuestionamos y no nos comprometemos en la unión con Dios, aunque practiquemos las oraciones, vayamos a misa, etc. no alcanza o no es la vía certera para el verdadero conocimiento y Amor Divino, porque sigue siendo algo impuesto y no algo que surge de uno mismo. Aún así no conocemos a Dios a Esta Poderosa y Sublime Energía Universal, Energía de energías, porque nuestro Ego está actuando en forma constante, más aún en estos tiempos en donde la Humanidad ha necesitado materializar su felicidad y el amor, aún a costa de la destrucción desmedida de nuestro medio interno y externo. Creo que el Amor Divino se logra a partir del reconocomiento y aceptación del vacío en el que uno está inmerso y a partir de allí, surgen cuestionamientos y uno empieza a concetarse con su propio Ser, observarndo más allá de lo ficticio y de la imágen. Cuando comienza la búsqueda y quién realmente se halla comprometido con ella, empieza a tomar conciencia de a poco de cosas que antes apenas tal vez eran como un destello…ejemplo observar el cielo… a quién no le gusta hacerlo, y preguntarse qué hay allá, cómo es que está ésto y así, preguntarse con cada manifestación de vida que conocemos, en la perfección de cada sistema, partiendo del del Ser Humano, de las plantas, etc. Luego, con esa conciencia que ya algo despertó, la búsqueda continúa y empiezan a llegar a nuestras vidas, materiales, personas, experiencias que van ampliando esa consciencia. Allí es en donde uno decide o no el Amor… si vuelvo al punto de partida y sigo viviendo utilizando mis antiguos pensamientos, los más conocidos, los que me dan esa seguridad insegura, o bien avanzo hacia la Verdad que tanto ansío… en la decisión de avanzar y en el compromiso, uno se empieza a familiarizarse con el Alma, y más allá de las emociones que como tal, van y vienen, y en éstas habitualmente incluímos al amor, como si se tratara de una emoción que no lo es precisamente. En contacto con el alma podemos desarrollar la compasión, que es una manifestación del Amor, la Empatía, de a poco juzgamos menos, empezamos a vivir la verdadera unidad…aún así sigue habiendo un proceso en el compromiso con el Amor a Dios… debe haber una sucesión de despertares, y de predisposiciones para que ésto ocurra y en esta parte, una necesidad de estar solos en ciertos momentos y respetar esa necesidad, dejar de aturdirnos con el “inconciente colectivo” para adentrarnos y seguir conectados con nuestra alma, con nuestra búsqueda interior, con la necesidad e nuestra Paz y Consciencia Divina. En este proceso y en esta práctica entonces podemos decir que elegimos Amar a Dios, desde el descubrimiento interno que nos resquiere de un trabajo constante, desde el “compromiso”, y como todo compromiso, es una desición. Y va a ocurrir que aún descubriendo a Dios y el Amor a Dios, la toma de decisiones han de ser permanentes dado que el Ego sigue existiendo y la reeducación del Ego, ha de ser permanente también. El Ego no va a dejar de existir porque es parte del Ser Humano, no se puede extirpar, sí se puede moderar o llegar a aquietar o equilibrar su voz. Y ahí, seguimos con las prácticas, con la necesaria observación, con la utilización de la observación del efecto espejo, con la “atención” que logramos desarrollar y que hay que seguir desarrollando. Entonces nuevamente digo que el Amor Divino, es una decisión. Y me permito ampliar a partir de ésto, que habiendo descubierto el amor a Dios, que resultó estar en nosotros mismos escondidito en el plano más profundo de nosotros mismos, y a partir de nuestra propia “revalorización” y amor hacia nuestro Ser, es que entonces elegimos amar a los otros pero ya no como una emoción sino como un “estado de nuestro Ser” en el que experimentamos y decidimos vivir. Antes de todo ésto, hemos sentido emociones, aún por nuestros hijos, el amor instintivo o el desamor insintivo.. hay mujeres u hombres que no aman a sus hijos verdaderamente, porque el Ego que tienen y todo lo que ésto provoca, hace sombra al verdadero amor. Decimos que amamos a nuestros hijos y la emoción es tan intensa!!!, pero entre tanto manipulamos el pensamiento, las capacidades, las acciones de nuestros hijos, queriéndolos hacer a imágen y semejanza de lo que dice nuestro ego, y no los respetamos en su esencia. Lo mismo ocurre con las parejas, con los amigos, con los familiares. Entonces los amamos de a ratos, o los amamos mal, y en ésto, estamos también eligiendo amar o no amar. Conozco relaciones entre padres e hijos de odio, de indiferencia… y aquí intervino una decisión, obvio, que viene del Ego, y de la falta de compromiso con uno mismo, ni siquiera somos responsables de las decisiones que tomamos en la vida, entonces por ejemplo, decidimos tener un hijo y no resultó ser lo que nosotros deseábamos y lo cuestionamos, lo humillamos, lo bombardeamos, igual con la pareja. No queremos vernos, no queremos comprometernos con nosotros mismos, no respetamos las decisiones que en algún momento tomamos, no queremos mirarnos al espejo, no queremos ver hacia adentro, no queremos descubrir nuestras oscuridades o bien, si las descubrimos, no queremos hacernos cargo de ellas, entonces ni hablar de descubrir nuestra Luz!!!… y así vamos en la vida creyendo amar sin amar realmente. Cuando uno descubre el amor a Dios y se compromete con El, el Amor fluye, se expande y transmuta cualquier situación y cualquier emoción. Mientras más crece, mientras más uno trabaja en ese compromiso, la experiencia del amor hacia uno mismo y hacia los demás, se vuelve un estado de Vida, de Ser y si bien, hay momentos en los que sufrimos, nos preocupamos, aún seguimos juzgando porque es a lo que el Ego nos lleva, en este compromiso que tenemos de Amar Incondicionalmente, aparece la consciencia y dice “basta”!!!, volvé a tu ser Divino y Amoroso, Confía, deja de manipular. Acompaña y enciende tu amor y desde allí actúa, aún cuando amerita un gran silencio o una distancia. Ama, aún cuando el otro se haya ido, haya decidido estar con otra persona o lo que fuere, amalo y respétalo y expándele tu amor para que esté bien, etc., y también en este acto, uno decide amar incondicionalmente, o no… sigue el compromiso con nuestra decisión de búsqueda y del Amor a Dios.
    Bueno, como no tengo poder de síntesis y es lo que se me critica, pero lo acepto y así me gusta escribir y manifestarme hasta ahora, es que dejo esta extensa respuesta y aclaro, que surge de mi conocimiento y experiencia, no significa que sea la verdad absoluta. Aún estoy y sigo aprendiendo a cada minuto, y cada día de mi Vida. Pero si hay algo que me ha ocurrido y lo comparto por este medio, que una vez que empecé a transitar el camino de la búsqueda, ya no hubo vuelta atrás, ya no puedo actuar ni pensar de la misma forma que hacía antes (aunque haya todavía muchas intromisiones del ego a moderar). Y en este camino, hubo momentos de mucha soledad, muchas crisis y angustias, hubo mucha gente que aparté de mi vida y otros que solos se fueron, pero … llegaron otras, otras a acompañarme, a vibrar o reforzar este estado, otras volvieron después de muchos años, otras a seguir enseñándome aún desde su desamor o confusión, etc., tuve que pasar por apreciaciones como “estás loca” o “es una volada”!!!… y sí.. uno pasa por ciertos estados y por el scannr de integrantes del entorno, y como un péndulo a veces me voy de una punta a la otra en búsqueda de mi verdad y de mi Sagrado Equilibrio y Coherencia que también son parte de mi búsqueda, coherencia que parte de ese Amor incondicional alineando todos mis estratos… aún así, vale la pena y cada día me enamoro más de la Vida y de toda manifestación del Gran Creador, aún así, con mis errores y mis dificultades reconociéndolas como tal y amándolas también, porque son herramientas de la sabiduría, si uno logra administrarlas y reconocerlas como tal. Lejos de creerme sabia , perfecta y de tener toda la razón, Hoy, en este momento y acorde a la evolución que tengo (no le digo ni mejor ni peor ni alta ni baja, no la juzgo), es lo que puedo contestar a tal cuestionario. Tal vez, más adelante tendría otra respuesta, no lo sé. Hoy ésta es mi apreciación.
    Abrazo, buena Vida y buen Amor!

    1. Gracias María Gabriela. Coincido con muchas de las cosas que decís. Lamentablemente la realidad nos indica que la gente no lee los post cuando son tan largos. Voy compartir contigo también el testimonio de este actor español sobre la vivencia personal de Dios. Lo más importante está a partir del minuto 23:50 https://youtu.be/QesJbRxP6Oo

      1. Gracias por tu devolución. Evidentemente el Gran Maestro insiste en suavizar mi ego y lograr desarrollar el poder de síntesis, entre otras tantas cosas.

        1. Ja ja, son dos cosas distintas! Bien podés hacer una sin la otra! Yo comenzaría por la más fácil 🙂
          ¿Eres escritora? Si no lo eres deberías considerarlo, la fluidez de pensamiento no es moneda corriente, por el contrario, es un don, y los dones nos son dados para desarrollarlos (En India se dice que cuando no desarrollas los dones que te han dado los pierdes, te son quitados. Seguramente tiene relación con el Dharma)

  10. Gracias Guillermo por compartir el video, de más está decir que me resultó muy interesante y enriquecedor. Me quedo con mucho de lo que habla, comparto muchas apreciaciones y me llevo varias cosas, entre ellas la reflexión y frase de Jorge Semprún que dice “Yo lo que al final he aprendido, es que el mundo está ahí para transformarme a mí”, tal cual, la revolución empieza por uno, llevándolo a los cambios y al campo del Amor.

    1. Sin duda, Confusio (500 años antes de Cristo) lo señaló cláramente: “Para que cambie la sociedad, primero tiene que cambiar la consciencia de los individuos que la componen”

  11. Noooo!!! es opcional, me parece que amar es nuestra naturaleza, después la mente arruina las cosas y nos enredamos que si, que no, pero amar es nuestra naturaleza

  12. Quise poner – No es opcional!!!!, amar es nuestra naturaleza, después la mente arruina las cosas y nos enredamos que si, que no, pero amar es nuestra naturaleza

    1. Se entendió ja ja. El problema es que SIEMPRE está la mente después y ahí es donde se vuelve opcional… para donde la tiremos, para ese lado cede!

  13. Amar es la naturalidad del ser. Unos la buscamos dentro de nosotros, otros fuera. Opcional es a quién sostengo o deseo dirigir y empatizar ese amor. Y su retroalimentacion.
    Agradezco tus palabras. Quedaré meditando en profundidad.
    Abrazos a todos.

    1. Gracias a ti Cecilia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *